Tell Magazine

Columnas » Presta Oído

EDICIÓN | Octubre 2016

La Maestra

Por Marcelo Contreras
La Maestra
Repasar las cifras de Mariah Carey es como leer los balances de una industria multimillonaria. La estrella de cuarenta y seis años sólo es antecedida por Barbra Streisand y Madonna como la artista con mayores ventas históricas de EE.UU.; en los noventa fue la cantante que despachó más copias, mientras en todo el mundo supera los doscientos millones de unidades. Tras esos números hay una razón fundamental, también alusiva a una cifra: Mariah maneja un impresionante rango de cinco octavas. 
 
Por supuesto, en la era Youtube abundan los videos compilando fallos en vivo donde la voz no le da o desafina estrepitosamente, aun cuando sus últimos registros en Las Vegas demuestran sus capacidades a plenitud. Pero fueron sus cuerdas prodigiosas las responsables, en buena medida, de su éxito. Su manera de abordar el género R&B, ese sonido de los sesenta que inmortalizó Aretha Franklin, dictó pauta. No habría Christina Aguilera ni Beyoncé sin el estilo impuesto por Mariah Carey, donde la acrobacia vocal es fundamental.
 
Lanzada al estrellato en 1990, el personaje de su primera etapa resulta prácticamente irreconocible, mucho más pudoroso. Cuando se divorció del legendario ejecutivo discográfico Tommy Mottola, impulsor de su carrera, Mariah le dio un giro a su música e imagen. Se acercó al hip hop y en la medida que surgía la generación de Britney Spears, infantilizó su imagen y comenzó a mostrar cada vez más centímetros de piel, junto a títulos sugerentes como Touch my body. El 30 de octubre debutará en el Movistar Arena y será la oportunidad de apreciar a una artista que moldeó una parte considerable del pop actual, una verdadera maestra de la canción comercial.
 

Otras Columnas

El mejor alimento para un mar de personas
Rodrigo Barañao
Los problemas de higiene y salubridad. Contrapuntos sociales en Viña del Mar
Archivo Histórico
De emprendedor a "consultor" de una multinacional
Visión Emprendedora
Cristóbal Colón ¿o Zhenghe?
Asia Dónde Vamos
Her
Cine Paralelo
SUPERSTICIÓN
Monocitas
» Ver todas las Columnas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación5+1+9   =