Tell Magazine

Columnas » TV

EDICIÓN | Abril 2015

Menú: historias a la carta Haciendo memoria

Por Sheldon
Menú: historias a la carta Haciendo memoria

Tras un lustro, este programa entró a garage para una refacción completa. Desde 2009 se llamaba El menú de tevito y consistía en repasar programas y personajes aparecidos en las pantallas de TVN durante sus cuarenta y cinco años, una fórmula que se pudo alargar perfectamente por más ciclos, total la nostalgia nunca pasa de moda, y siempre es entretenido ver videos antiguos que forman parte de la memoria colectiva y personal.

La conducción ha tenido varios nombres, pero los más estables han sido Claudia Conserva y José Antonio Neme; después, ante la partida del periodista a Mega, el reemplazo fue Fernando Solabarrieta. Ya sabemos lo que pasó con el rostro del periodismo deportivo —se marchó con escándalo—, y Conserva quedó sola a cargo.

Entre medio, a partir de 2014, se rebautizó como Menú: historias a la carta, y se planteó con un tema diario tomado de la cultura popular y distintos invitados ad hoc, siempre bajo la condición de ser figuras reconocibles para el gran público.

En términos de edición es un trabajo mucho más complejo, porque representa una manera de sacar novedoso partido a las imágenes de archivo de una estación que camina hacia el medio siglo. Ahora, por el horario de mediodía, impera un tono coloquial, de hablarle a la señora de la casa con expresiones que a ratos suenan más paternalistas que cercanas.

Con el público en retirada, porque en el hogar promedio el aparato de televisión ya no representa la comodidad de ver lo que se quiera donde sea, que ofrecen tablets y celulares, un programa como este está destinado a una lenta agonía. Ya no hay una gran memoria colectiva en torno al formato, y su influencia tradicional disminuye.

 

Otras Columnas

» Ver todas las Columnas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación6+5+2   =